Como empezar a exportar

La internacionalización, que hoy en día está en boca de todos, se ha convertido en lo que podríamos llamar un trending topic social. Un concepto de moda, que muchos empresarios y no empresarios utilizan asiduamente en los últimos tiempos.

Este concepto, no obstante, no es nuevo.  Desde hace ya varios siglos, las empresas compran y venden en mercados que originariamente no son los suyos. Simplemente  se ha popularizado por la necesidad imperante de las empresas de ir a buscar nuevos mercados ante la caída del mercado nacional.

Existe  un sentimiento generalizado de que si no se consigue vender en tu país, conseguirás vender en otro país. Así, como por arte de magia. Sin ningún trabajo previo. Por el simple hecho de tocar otras puertas (o países en nuestro caso) te compraran tu producto. Y puede ser. La suerte existe, para los que la buscan.

Como empezar a exportar. ICEX

Pero para que tu empresa tenga éxito de manera sostenible en el exterior se debe de planificar muy bien e involucrar a todos los departamentos. Hay que seguir una serie de pasos:

  1. Analizar el potencial exportador de tu empresa: ¿Está la empresa preparada para poder exportar? ¿Tenemos la capacidad de producción, pero tenemos los recursos humanos necesarios para poder vender fuera? ¿Tenemos recursos financieros suficientes?
  2. Elaborar un plan de iniciación y de consolidación internacional: Hay que elaborar u obtener estudios de mercados de otros países para ver donde empezamos a exportar. ¿Cómo queremos internacionalizarnos? ¿Mediante una venta directa, con un distribuidor que ya conoce los canales en el país de destino, nos implantamos comercialmente o mejor productivamente? ¿A que país dirijo mis ventas?
  3. Analizar el marco legal y normativo: ¿Qué tipo de normativa se exige a mi producto? ¿Hay que adaptarlo al nuevo mercado para cumplir con la normativa? ¿Es necesaria alguna certificación? ¿Cuánto tiempo tardo en conseguir dicha certificación?
  4. Conocer los trámites y documentos básicos: ¿Cómo hago un envío? ¿Qué documentos se necesitan? ¿Dónde los consigo? ¿Cuánto tarda en llegar mi producto al cliente? ¿En qué condiciones vendo? ¿Cómo tributo las ventas? ¿Las puedo financiar? ¿Cómo mitigo el riesgo de tipo de cambio?

Estos son, a grandes rasgos, las preguntas que uno debe plantearse antes de empezar a exportar. Con una correcta planificación y gestión de la internacionalización de la empresa desde el primer momento, conseguiremos aumentar nuestras ventas, ser más eficientes, y además reduciremos la dependencia a las variaciones del propio mercado interior.

Con los recursos, el tiempo y la planificación necesaria, todas las empresas que quieran, podrán llevar a cabo una correcta internacionalización. Pero sobre todo con voluntad, motivación y perseverancia, ya que el camino no es corto, ni único. No se inicia la internacionalización sólo para salir del paso en un momento dado, sino que se inicia para toda la vida. Porque internacionalizarse es un cambio estructural.

Export Meeting Point, es el lugar de encuentro de la internacionalización.

Etiquetado con: , , , ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*